El decálogo del buen trabajador

ImagenEl inicio de un nuevo año es sinónimo de cambio, por eso, es el momento perfecto para identificar los errores incurridos y logros obtenidos, así como establecer metas a futuro. En un escenario donde hay cada vez más personas en busca de empleo, es necesario sobresalir y mostrarte como un colaborador excepcional, capaz de enfrentar dificultades y asumir nuevos desafíos.

Para eso, hay ciertas características y hábitos que puedes implementar en la jornada laboral que no solo te harán destacar, sino que también te ayudarán a ser una persona más productiva y organizada con tu tiempo.

Karina Pérez, directora de Robert Half Chile, especialista en reclutamiento, explica que lo que se busca en un profesional es la capacidad de lograr objetivos con excelencia y calidad. “Hoy, las empresas valoran cada vez más contar con trabajadores proactivos y dispuestos a aprender, comprometidos con los propósitos de la organización e interesados por superarse día a día”, asegura.

Si estás recién empezando en un nuevo lugar de trabajo, estos consejos te ayudarán a tener un mejor desempeño y ser más valorado como profesional. Incluso, si ya llevas varios años en un puesto, nunca es tarde para cambiar los viejos hábitos y comenzar a aplicar en tu jornada laboral el Decálogo del buen trabajador, 10 tips y características que te harán sentir un profesional más valorado por tus jefes y compañeros:

  1. Planifica bien el día:

Ordenar las tareas que tienes durante la jornada laboral te ayudará a mantenerte organizado y no distraerte. Además, es fundamental para manejar bien tu tiempo.

  1. Tener metas claras:

Proponerse objetivos y trabajar para cumplirlos es un hábito que potenciará tu productividad y desempeño. Te verás como una persona perseverante y confiable.

  1. Identificar a los aliados

Dentro de la oficina estamos rodeados de personas que, sin saberlo, podrían ser un pilar fundamental para llevar a cabo tus tareas. Identifica a aquellos compañeros que pueden prestarte ayuda, enseñarte y ser un aporte a tu desempeño.

  1. Potenciar tus habilidades y trabajar tus debilidades:

Nadie es perfecto, pero todos gozan de talentos y aptitudes que pueden ser potenciadas para sacarles más provecho. Haz lo mismo con tus debilidades, trabájalas hasta transformarlas en algo positivo.

  1. Aprende a trabajar en equipo:

El trabajo en equipo es una de las cacracterísticas más valoradas dentro de todas las industrias. Por eso es importante mantener buenas relaciones con tu entorno laboral y fomentar la colaboración y trabajo grupal.

  1. Tener disposición al cambio:

Poder adaptarse a los hechos es una actitud clave para el buen trabajador. Ante cualquier cambio, crisis o problema debes mantenerte flexible y dar lo mejor de ti.

7. Desempéñate con honestidad:

Las mentiras dentro del trabajo pueden perjudicar no solo la relación con tu jefe, sino también los vínculos con tu compañeros. Actúa de forma transparente y honesta en todo momento y los demás harán lo mismo contigo.

8. Aprende de tus errores:

Es probable que a lo largo de nuestra vida laboral nos equivoquemos muchas veces, y es normal. Lo importante es sacar aprendizajes de esos errores y procurar no volver a repetirlos.

9. Se autónomo:

No esperes siempre una instrucción para llevar una tarea a cabo, en general, tener iniciativa es una característica bien valorada. Ser propositivo y creativo te ayudarán cuando te veas enfrentado a un problema más grave.

10. Nunca dejes de aprender:

El mundo cambia cada vez más rápido, por eso es importante mantenerse atento a nuevas ralidades, teorías, estudios, tecnologías y tendencias. Mantener actualizado el conocimiento sobre tu área te convertirán en un persona más capacitada y abierta de mente.

Be the first to comment

Deja un comentario